info@acda.cl
Fono: 09-9912907
Quienes somos
Como hacerse socio
Contáctenos
Reuniones
Socios
Boletines
Artículos
PDFs
Noticias
Concursos
Biblioteca
Tiendas asociadas
Mi acuario
Links
Mail - ACDA
EN LINEA
Foro
Compra y venta

GRUPOS DE CONSULTA
Agua Fría
Bricolaje
Cíclidos
Discos
Enfermedades
Filtración
Iluminación
Marino
Plantas
Reproducción
Tropical

 

Web Master
Leonardo Godoy O
.

web@acda.cl

Eres el acuarista



Desde el 09/09/03

CRYPTOCORYNE CORDATA por Marcial Araya H.

Fotos y plantas de Marcial Araya H.

Sinónimos: C. Kerrii Gagnepain; C. siamensis gagnep; C. blassii de Wit; C. evae Rataj var. Evae; C. evae var. recordata Rataj; C. siamensis var. Ewnasii Rataj; C. siamensis var. Kerrii (Gagnep.) Rataj; C. stonei Rataj; C siamensis Gagnepain var. Schneideri Schöpfel.

Origen: Península Malaya, oeste de Malasia al sureste de Tailandia e isla de Borneo.

Cryptocoryne cordata



Esta Cryptocoryne es una variedad del género que mejor se ha adaptado a los acuarios tropicales, en los cuales cumple una gran función decorativa, con sus hojas acorazonadas y largo tallo, por lo que se presta especialmente para adornar la zona media y trasera de grandes acuarios. Sus colores en el anverso de las hojas puede variar entre el verde oliva, cargado al café, bronceado o marmolado y con una especial textura brillante, característica de esta especie. El envés de las mismas presenta un color concho de vino, burdeo o púrpura.


Las hojas se pueden presentar anchas y acorazonadas o angostas y alongadas, con dimensiones que pueden llegar hasta aproximadamente los 60 cm. de largo en acuarios de gran tamaño, en los cuales se mantenga un sistema de abonado de CO2. . Al igual que la mayoría de las Cryptocoryne, tanto su tamaño, color, textura y desarrollo dependerán de las condiciones lumínicas, abonado, tamaño del acuario, cambios de agua y los demás cuidados que se deben tener con las Cryptocoryne en general, respondiendo normalmente a dichos cuidados con un vigoroso crecimiento y desarrollando estolones bajo el sustrato, formando en un tiempo prudente ( seis meses a un año), un hermoso rincón con este bello representante del genero Cryptocoryne .

Su origen se encuentra en el sur de Tailandia, península de Malaya y en la isla de Borneo, medrando generalmente (aunque no siempre), en aguas blandas y ácidas, con un intensidad de luz entre media a baja y sustratos ricos en nutrientes, aunque existen biotopos en los cuales se encuentra adaptada a mayores cantidades de luz y aguas un poco más duras y alcalinas; característica que le ha permitido difundirse con mayor facilidad en el mundo de la acuariofilia.


En su hábitat natural estas Cryptocoryne se encuentran en riachuelos con corrientes que pueden ser fuertes o muy lentas, medrando en lugares de mucha luz o de sombra intensa, con valores de dureza entre 0 y 18 a 25 dH y una acidez que puede oscilar entre 4,4 a 7 pH. Aproximadamente; todo lo cual nos permite explicarnos las razones por las cuales estas Cryptocoryne se han adaptado tan bien a los acuarios tropicales de agua dulce. Kaspar Horts en su libro “Plantas de Acuario” incluye un completo estudio de los biotopos en los cuales se encuentra la C. cordata, razón por la cual se incluye en esta recopilación de la C. cordata, todos los pasajes de dicho libro en los cuales se hace referencia al hábitat natural de este grupo o taxón del género de las Cryptocoryne.

Las formas más conocidas de esta Cryptocoryne, que son la denominada C. blassii y C. siamensis, tienen una mayor capacidad de adaptación a las condiciones que se les dan en los acuarios, debiendo ser mantenidas idealmente en un rango de temperatura que oscila entre los 25° y 27°, soportando temperaturas inferiores, de hasta 23°. Una característica destacada de este grupo de Cryptocoryne es que la espata (bráctea ancha que envuelve a una inflorescencia), es un tubo recto y garganta horizontal con un marcado color amarillo; característica que solo puede ser observada en el cultivo emergido.

En la actualidad se está desarrollando una reclasificación de esta variedad de Cryptocoryne, existiendo desde hace décadas, discusiones a nivel científico respecto de cuantas variedades de C. cordata existen. Entre las nuevas clasificaciones podemos encontrar la C. cordata var cordata; C. cordata diderici; C. cordata grabowskii; C. cordata rosanervig y C. cordata zonata.. Los estudios recientes revelan diferencias cromosómicas que conforman un nuevo grupo o taxón dentro del género Cryptocoryne, perteneciente a la familia araceae. Al respecto es útil revisar la página en Internet de Jan D.Bastmeijer , en la cual se describe los resultados de estas investigaciones y las nuevas clasificaciones. Debe tenerse en cuenta que la tipificación de una nueva especie es un proceso de indicación o designación de un tipo nomenclatural; siendo un requerimiento necesario del CINB (International Code of Botanical Nomenclature) para la aplicación de los nombres botánicos. Su función es la de asegurar la máxima estabilidad y fijeza posibles de la nomenclatura, compatible con la naturaleza cambiable y dinámica del sistema taxonómico.

Esta Cryptocoryne generalmen-
te requiere de un largo periodo de adaptación que puede ser entre los 6 meses hasta el año y medio, cuando procede de importaciones, ya que las aguas y condiciones que se encuentran en Chile, son distintas a la de aquellos lugares desde las cuales puede ser importadas; debiendo tener también en consideración que generalmente estas son cultivadas en forma emergida y al ser introducidas en el acuario, sufren inevitablemente un estrés de adaptación por el desarraigo y el cambio a la forma de cultivo sumergido. Una vez que han arraigado adecuadamente, compensan este largo período de adaptación, con un crecimiento majestuoso por sus colores, textura, tamaño y porte, siendo relativamente rápida su propagación mediante estolones que por debajo del sustrato nos van dando agradables sorpresas de nuevos brotes cada cierto tiempo; siendo incluso necesario desarraigar algún ejemplar que se ha desarrollado en una zona de nuestro acuario en el cual se encuentra otra variedad de Cryptocoryne u otras plantas, ya que si la dejamos crecer en dicho lugar, probablemente desplegará su gran porte y anchura de hojas, privando a las demás plantas de la luz, con lo cual terminará por desplazarlas, apoderándose de ese territorio. Esta es una de las formas de “ La guerra físico química ” que se desarrolla entre las plantas por el espacio vital; fenómeno no menor, que debe ser tenido en cuenta por todo acuarista que pretenda crear y mantener un hermoso acuario plantado.


Marcial Araya Hernández
Las Cryptocoryne en Chile
Asociación Chilena de Acuarismo